Skip to main content

Sombra y luz, Testimonio de un paciente

By enero 28th, 2019Blog

Todos los adictos tienen pérdidas no lloradas. Cuando se deja la conducta adictiva, empiezan a aflorar intensos sentimientos de pérdida. Y hay que dejar que estos afloren, hay que sentirlos en lugar de bloquearlos,. Y así uno va curándose interiormente.

Sombra y luz, Testimonio de un paciente

Al principio de la recuperación puede ser conveniente no experimentar demasiados sentimientos dolorosos. Pero, ahora, el siguiente paso de la recuperación es permitirse sentirlos y trabajarlos. Ésta es una de las finalidades de los talleres de creación de Clínicas CITA: asumir el dolor para que no siga influyendo en nuestra conducta.

Sombra y luz

Ramas caídas, hojas muertas,
añoranza de un tiempo que parece lejano.
Camino borrado, incierto, tintes fúnebres en la arena.

banner blog notas

Luz de mi alma, ¿dónde estás?
Te hice daño y dañados fuimos.
En el corazón lograste anclar la fuerza de tu ser.

Amor, dulce y fuerte como el mar.
Mañanas de primavera en tu rostro.
Otoño en tu mirada y sueños en el altar.

Embarqué solo, pero tú siempre estuviste.
Remando juntos día y noche.
En el sol tu rostro y en las estrellas tu alma.

Saboreo la vida, tú la creas y le das forma.
Ondeo la bandera, la mía, la que te entrego.
Largo es el camino, pero a tu lado.WhatsAppFacebookTwitterPinterestCompartir

Autor: Comunicación Clínicas CITA